Publicidad

¿Qué tipo de gestor financiero eres?

Your ads will be inserted here by

Easy Plugin for AdSense.

Please go to the plugin admin page to
Paste your ad code OR
Suppress this ad slot.

A la hora de organizar nuestras finanzas y de gestionar nuestros ahorros no todos somos iguales. Todo depende de nuestra situación familiar, del sueldo, de los gastos que tengamos al final del mes, o de posibles gastos que tengamos en el futuro. La gestión de las finanzas de uno mismo es difícil, y es necesario ser muy cuidadoso con eso.

Siempre que se habla de dinero, y cuando este tiene un papel importante, cada uno es de una forma y tiene una debilidad. Por ejemplo, se puede ser impulsivo, ahorrador o preocuparse por ellos constantemente. Es importante saber en qué grupo nos encontramos, y modificar esta forma de ser, hacia algo más equilibrado. A continuación enumeraremos algunos de las personalidades más habituales en la gestión de finanzas.

finanzas

1. El preocupado constante

En este caso, la persona en concreto tienen facilidad para salir y resolver los problemas, pocas veces comete errores financieros, ya que siempre está preocupado y alerta de posibles obstáculos. Si se preocupa constantemente del dinero, también puede influir negativamente, y se pueden cometer errores en las finanzas. Una de las opciones más habituales para este tipo de gestores es el pago de las deudas poco a poco, o por ejemplo buscar una nueva inversión justo al terminar de solucionar alguna otra.

2. El que aplaza

En este grupo se encuentras aquellos que evitan los problemas financieros, y que aplazan frecuentemente todos los pagos, como las facturas, las deudas, etc. Es decir intentan llevar el día a día sin preocupaciones, pero realmente algún día llegarán. En estos casos se puede llegar a un problema de pagos, con avisos de vencimientos importantes y con una pérdida de dinero mayor. Dedicar unos minutos al día para organizarse y revisar los pagos es muy importante.

3. El que gasta mucho

En este caso, las personas que se encuentran en este grupo, optan por el corto plazo, e invierten en cosas arriesgadas que pueden ofrecer mucho beneficio pero cuya probabilidad de perder es más alta. Por ejemplo ir a un casino, es una solución de las personas de este grupo a corto plazo, pero luego el problema es mucho mayor. En este caso un buen asesoramiento o gestión por otra persona especializada es lo idóneo.

ahorrar

4. El ahorrador

En este grupo están los planificadores obsesivos y también los que comúnmente se conocen como tacaños. Esto es un problema, ya que no te permite disfrutar de las cosas que compras, y el dinero es prácticamente un problema. Se puede ser ahorrador pero no en exceso, hay que encontrar un equilibrio. La línea que separa los ahorradores de los tacaños es muy fina. Es importante disfrutar de las ganancias y darse pequeños caprichos de vez en cuando.

5. El intuitivo

Este es el grupo más equilibrado de todos, y generalmente llegan a ser grandes gestores. Tienen sentido común, y mucha intuición en el mundo de los negocios. No dar vueltas a las cosas, y pensar y gestionar de forma simple es la clave. Su visión es mucho más sencilla, y esa es su mejor arma.

 

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *